martes, 25 de septiembre de 2012

Colibrís de papel

Vuelta a la rutina después de una semana de descanso, qué pena.

No estuve muy productiva, pero hice una lámpara que está en la UCI de manualidades porque salió un poco desastrosa y este móvil de papiroflexia:


Cuando vivía en Irlanda hice un móvil de flores de papel para mi compañera de piso y desde entonces he querido hacer uno para mí. El jueves pasado me puse manos a la obra y me arrepentí de inmediato porque era muy largo. Había pensado también en las típicas pajaritas, pero están muy vistas, así que trasteando en la web di con este vídeo tutorial para hacer un colibrí y como el animalejo me hace especial gracia, pues fue la figura elegida.


Creo que retiraré el blanco (que en la foto parece una flor o algo así). Fue el primero que hice porque pensaba hacer cada uno de un color, pero el papel era muy grueso y no es muy práctico para papiroflexia, así que los demás los hice con papel de embalaje y encima reciclé esos recortes que tenía por ahí. Sigo teniendo la intención de acabar el móvil de flores y plantarlo al lado de este.

Ya tengo un adornillo en mi habitación, que estaba muy pelada :)

viernes, 21 de septiembre de 2012

Pasador de corazones


Llevo tiempo con muchas ganas de bordar, cuando digo "bordar" me refiero a trastear con hilos porque no sé más que punto de cruz y mis intentos por aprender otros puntos han sido poco fructíferos (véase el libro de recetas). El caso es que no sabía qué bordar ni dónde porque me parecía que era una actividad para niñas o para adornar casas de ancianas. Ahora ya se me han pasado las manías y aunque casi ni he empezado, lo quiero bordar todo.

Mi primer intento e idea ha sido hacerme un pasador de corazones y a pesar de que la tela no era la más adecuada y que el diseño es un poco irregular, creo que queda monísimo (en la foto se le ven mil defectos, pero puesto pasa más desapercibido).

Lo único que hice fue bordar un trocito de tela y embutirle relleno de un cojín. Es mullidito, pero no consigo hacerle una foto donde se vea bien.

¿Qué más puedo bordar?



PD: ¿Se nota quién está aprendiendo a jugar con blogger? Poco a poco voy consiguiendo que se vea menos como una plantilla predeterminada (creo) y más como lo que yo tenía en la cabeza. Y además voy tirando por el simbolismo de Alicia en el país de las Maravillas... ¿Os gusta?

martes, 11 de septiembre de 2012

Cajonera en miniatura

Vamos a romper la dinámica de "presentando regalos", o al menos lo voy a intentar.

También es un regalo y cuando lo hice no pensaba ponerlo en el blog porque ya existen unas instrucciones muy buenas en la web (otro día os paso el enlace porque ahora no puedo acceder), pero luego me arrepentí de no haber hecho fotos del proceso porque es una monada.


Es una cajonera en miniatura con tres cajas de cerillas. El proceso no puede ser más sencillo:

1. Se pegan las tres cajas entre sí.
2. Se forran con cartulina para que la superficie sea lisa.
3. Con una masa de harina y agua se rellenan los huecos entre cartones para que sea uniforme.
4. Se pegan rectángulos de cartón para hacer los relieves de los cajones.
5. Se pinta todo en marrón y se deja secar.
6. Se pinta todo en blanco y cuando esté seco, se pasa una lija bien fina por los bordes para decapar.
7. Se añaden bolitas para los pomos y unos cilindros como patitas.

 

Y luego vienen las complicaciones que yo me invento: pinté un papel con rayitas amarillas para forrar el interior de los cajones; y del paso 3 (que también fue un aporte mío) me sobró mucha pasta, así que hice un jarroncito. Me gustaba el color que quedaba natural, pero era exactamente igual que la mesita y como me flipó lo de pintar y lijar, pues eso hice también con él (aunque no me quedó muy bien). Las flores no las hice yo, es una asignatura pendiente. Ah, y le puse un sobrecito tonto a medida. (Aquí la foto con mis gafas para que se vea el tamaño).

Y ya casi os dejo tranquilos. Cogí un trozo de cartón mal cortado que tenía por aquí porque, total, solo era para protegerlo de las malvadas manos de Correos, pero al acabar me pareció muy cutre y lo arreglé poniéndole cuatro simbolitos estúpidos que le dan el toque definitivo:


Y ahí va otra idea tonta para presentar un regalo.

Espero que os gusten mis primeros pasos hacia el mundo de miniaturas :)

martes, 4 de septiembre de 2012

Presentando regalos 2: caja hexagonal

Buscar piso es agotador y consume mucho más tiempo del que parece. En estos momentos es la actividad que ocupa todas mis horas laborales y libres, así que últimamente no he hecho nada más y voy a seguir tirando de viejas glorias.
Retrocedo en el tiempo al cumpleaños de mi hermana Helena de este año. Le regalé una de mis teteritas y como le dediqué pocas horas (nótese el tono irónico), decidí invertir algo más de tiempo en el envolotorio y le hice una cajita hexagonal. Os dejo aquí un patrón de Canon muy útil que he encontrado, aunque yo en lugar de las puntas redondas, le hice un copo de nieve (me parece que también lo saqué de algún sitio).

El papel que utilicé no era el idóneo, debería haber sido más grueso, pero tampoco es para múltiples usos...



Y por si fuese poco, a la tetera y la tacita les hice una caja para esconder la cadena y que no le llegase todo enredado (nunca le pregunté si funcionó mi invento) y además le puse papel rojo para amortiguar un poco y porque le daba un toque de color y glamour:


¿Es que no me callo nunca? ¿Cuánto más se puede hablar de una cajita de cartulina?