martes, 4 de septiembre de 2012

Presentando regalos 2: caja hexagonal

Buscar piso es agotador y consume mucho más tiempo del que parece. En estos momentos es la actividad que ocupa todas mis horas laborales y libres, así que últimamente no he hecho nada más y voy a seguir tirando de viejas glorias.
Retrocedo en el tiempo al cumpleaños de mi hermana Helena de este año. Le regalé una de mis teteritas y como le dediqué pocas horas (nótese el tono irónico), decidí invertir algo más de tiempo en el envolotorio y le hice una cajita hexagonal. Os dejo aquí un patrón de Canon muy útil que he encontrado, aunque yo en lugar de las puntas redondas, le hice un copo de nieve (me parece que también lo saqué de algún sitio).

El papel que utilicé no era el idóneo, debería haber sido más grueso, pero tampoco es para múltiples usos...



Y por si fuese poco, a la tetera y la tacita les hice una caja para esconder la cadena y que no le llegase todo enredado (nunca le pregunté si funcionó mi invento) y además le puse papel rojo para amortiguar un poco y porque le daba un toque de color y glamour:


¿Es que no me callo nunca? ¿Cuánto más se puede hablar de una cajita de cartulina?

4 comentarios:

  1. Sí, llegó sin líos, y es una de las mejores cajitas del mundo (cajita, cajita) ;)

    ResponderEliminar
  2. Te quedó preciosa, tus presentaciones quedan espectaculares.

    Muchos besitos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, gracias. La próxima será tu mesita.

      Eliminar

¡Gracias, me das una alegría comentando!